lunes, 11 de enero de 2010

Actividad paranormal

Como ya he dicho antes por aquí, constantemente estoy a la caza de una película de horror que me provoque verdadero horror. Una película que me aterrorice con pasión y me haga perder el sueño. Qué le voy a hacer: el pequeño sadomasoquista que vive dentro de mi así lo desea. Ya que Anticristo de Lars von Trier se niega a bajar (lleva dos meses estancada en un 80%, ¡maldición!) fui a ver Actividad paranormal (Paranormal Activity, Oren Peli, 2007). Y una vez más el horror desquiciante que esperaba nomás fue un sustillo cualquiera. Lo cual no quiere decir que Actividad paranormal me haya parecido una mala película.



Actividad paranormal es la historia de Katie (Katie Featherston) y Micah (Micah Sloat). Cuando comienzan a suceder hechos extraños en la casa que comparten, Micah -un tanto escéptico al respecto- decide emplear una cámara de video para grabar lo que sea que esté pasando en su habitación mientras ellos duermen. Con la curiosidad de aquél que nunca ha visto un fantasma, Micah esta resuelto a conseguir una evidencia contundente que los saque de dudas. Los primeros registros nocturnos de cosas raritas -ruidos, pisadas, estruendos, respiraciones- dan paso a fenómenos más intensos: Katie se levanta de madrugada varias veces y se queda horas junto a la cama observando a Micah. Tras varios días de poco sueño y muchos sobresaltos, a Katie le van entrando el miedo y la desesperación, hasta que finalmente le confiesa a Micah que ha experimentado la presencia de un ente demoniaco desde niña, por lo que teme lo peor. Para no revelar el desenlace de Actividad paranormal solo diré que al final lo que Katie temía sucede y de muy fea manera.

Actividad paranormal sigue la premisa de La Bruja de Blair (The Blair Witch Project, Daniel Myrick y Eduardo Sánchez, 1999), una cinta bastante buena y exitosísima: olvidemos el alud de efectos especiales, la sangre artificial y la música enervante para concentrarnos en dar a la historia de horror una apariencia de realidad lo más auténtica posible, casi como si de un documental falso o mockumentary se tratara. Es como si le dijeran al público: esto que ves aquí así le ocurrió a gente común y corriente, por lo que también te puede pasar a ti. Ergo el terror se vivirá como verídico en tanto y en cuanto los espectadores se enganchen con la apariencia de realidad construida y la tomen por la realidad misma. Actividad paranormal consigue muy bien este efecto de realidad al valerse de actores poco conocidos, a través del pretexto de las videograbaciones de Micah (que resultan, por un lado, cámara en mano y, por el otro, cámara emplazada en una esquina del cuarto de Katie y Micah) y mediante la ausencia de un score propiamente dicho (lo cual mucho se agradece), pero en cuanto a dar miedito, el resultado de la cinta es bastante desigual.

Al principio pareciera que solo estamos siendo testigos (bien voyeuristas, eso si) de la vida diaria de la pareja protagónica y que nada pasa, absolutamente nada. Este ritmo lentísimo contribuye a que Actividad paranormal sea un poco aburrida: si bien la presencia maligna en casa de Katie y Micah poco a poco se hace más contundente, el timing y la forma en que esto sucede no ayudan a que el espectador sea absorbido por la trama. Me parece que Actividad paranormal no logra crear y mantener una atmósfera agobiante y perturbadora como si sucede con La Bruja de Blair. A falta de espectacularidad gore, para que ocurra el pánico entre el público es necesario envolverlo en un ambiente inquitente del cual Actividad paranormal carece y que solo se da por momentos y muy, pero muy entrada la película. Actividad paranormal se torna efectiva justo al acercarse a su conclusión, incluso a pesar de un final un tanto estrambótico (que me reservaré esta vez), por lo que nomás asusta tantito, pero sin hacerle enloquecer a uno. Si de dar estrellas se trata, de cinco le doy dos y media.

Trailer, cortesía de college4MATT

2 comentarios:

Jks dijo...

Pues le informamos atentamente que la pelicula Antichrist de Lars von Tiers se encuentra en perfecta copia desde hace meses en los puestos de peliculas callejeros de la delegacion cuauhtemoc.... Con esto demostramos la manera constante de dar gusto al publico mexicano avido de cultura.... Eso si hay que cerrar la computadora y salir a la calle a buscarla.... Ayyyyyyyy eso si que miedo.....

nimbemon dijo...

Ja!!! Gracias por el consejo Jks. He de salir al mundo un poco más frecuentemente y eso, como bien dices, hoy por hoy si que da muchísimo frío!!!
Un saludo, n.